¿Qué coño hay en Ponferrada?, con perdón

folgueral

Está uno con la intranquilidad política habitual y cuando empieza a acostumbrarse, zás, aparece otra barrabasada que plantea varias interrogantes, algo poco aconsejable para un tipo que pretenda saciar la curiosidad en esta patria del despiste. Creo que conviene iniciar un racionamiento de los ¿por qué?, ya no somos niños, joer, años ha que debimos haber enterrado aquella voraz etapa de interrogatorios, y si mantenemos la terquedad quizás sea porque sentimos que nos siguen tratando así, que las explicaciones no nos convencen, y actuamos en consecuencia. Además, pueden resultar más perjudiciales las respuestas obtenidas que las propias dudas, las primeras suelen entrañar, a su vez, la necesidad de más y más preguntas, en un círculo vicioso sin fin, obsesivo. Es mejor tatuarse un “NO hay dios que lo entienda”, o mejor, “date por jodido”, y listo, en serio, pero siempre me olvido de hacerlo. Es que votamos de verdad para que gobiernen de mentira.

 El caso Ponferrada me desmontó el concepto de “la izquierda”, o debería decir socialismo, quizás porque lo tenía mal montado, con prisas, sin seguir las instrucciones “cómo montar un psoe” ni someterlo a una adecuada inspección. Para empezar no sé por qué coño asocio PSOE a izquierda si ellos mismos tienen un despiste del carajo y no saben dónde colocarse. Se han vuelto tan cómodos que han cometido el error de dejarnos a nosotros ese trabajo, y claro, es tan difícil colocar bien a un partido político, sin que se mueva, que a estos los he puesto a tomar por saco, fuera del alcance de mi vista, “hasta el infinito…¡y más allá!”. Para mí que han salido perdiendo. Debo decir que no los coloqué así por así, no, antes me hice un montón de preguntas, una de ellas es ¿de qué va el Rubalcaba? Estoy por pensar que tiene la secreta misión de acabar con lo que queda de su agrupación, a petición del 15 M o por algún encargo planetario secreto como pudiera ser la destrucción del bipartidismo – al que aquí no le quedan muchos meneos – y convertirse, de esta forma, en el adalid de un nuevo paradigma social, aprobando plenamente su comportamiento. Si fuera el caso ahora mismo le devuelvo la conducta, que acabar con ese engendro es muy de agradecer. Una alternativa incruenta que sugiero es exportar toda esa polilla parlamentaria a China o a los países emergentes en misión de “arma de destrucción masiva”, capaz de acabar con la mismísima muralla, quitando de en medio esta perjudicial competencia asiática y prestándonos, a los que quedamos, un honorable servicio, pudiendo regresar al hogar la legión de licenciados exiliados a precio de minijosbs. No tengamos remordimientos, que los chinos, con su leche, liaron una matanza infantil.

 La realidad es que Alfredo se ha convertido en una garrapata del poder, posiblemente siguiendo instrucciones del mismísimo Rajoy, que en el fútil debate sobre el estado de la nación le suelta: “no he pedido su dimisión, no me interesa”, que es un mensaje subliminal tipo “vete a modo, Freddy, que vas a acabar jodiendo nuestro tinglado”. Hasta esto se puede permitir Mariano, ir de “sobrao”. Mis fantasías se han ido al guano. Bambi lo hizo mal, pero en el famoso caso Ponferrada ZP ya había abortado un pacto de su partido con Isma el acosador tras las municipales de 2011, el mismo pacto que ahora ha consentido Rubalcaba, Oscar López y demás cúpula del PSOE. En este asunto en concreto han encumbrado a Zapatero a los altares de la buena gestión, la correcta, la lógica. La decente.

 Un alcalde inicia una relación sentimental con una concejala – hacienda – de su propio partido – el PP – que dura un par de meses. Para ella era como un padre, eso dice  – él le saca 25 tacos –, quizás por ello se da cuenta de que se ha equivocado, que la relación no funciona, y pone fin a la misma. Ahí comienza su calvario: “Quise cortar, pero él no me dejaba, quería verme a todas horas, tocarme. No lo soportaba y él insistía, me engañaba, decía que quería ser mi amigo, y me engañaba, solo quería estar conmigo. Me daba asco” “Mi negativa provocó su acoso. Su actitud de presión se tradujo en notas manuscritas, mensajes en el teléfono móvil, cartas, comentarios verbales que prefiero no reproducir literalmente, y un desprecio absoluto hacia mi trabajo y mi persona, mediante descalificaciones, actos y vejaciones que atentaron contra mi integridad física y psíquica”. Otros fragmentos de la declaración de la acosada describiendo la conducta del acosador: ‘Te estoy tocando el culo. ¿Te molesta, qué vas a hacer, me vas a pegar? Yo te toco el culo cuando me sale de los cojones’. Nevenka, en el juicio, escuchó de un juez preguntas como «¿Por qué usted, que no es una empleada de Hipercor que le tocan el trasero y que tiene que aguantar por el pan de sus hijos, por qué usted aguantó?» Aprovecho para hacer otra pregunta, ¿cómo sabe el juez eso, tendrá muchos casos de culos sobados de Hipercor? ¿O tengo que pensar de otra manera?

 Resumiendo, Ismael Álvarez es condenado por acoso y dimite de alcalde. La Botella, la de Aznar, le alabó esa actitud impecable. De Nevenka ni pío, se enfrentó al repudio de su pueblo, se marchó a un purgatorio sin fronteras. Como suele ocurrir muchas veces, el villano es el héroe. Este hombretón, que para conseguir sus propósitos le decía a Nevenka que le daba miedo dormir solo – pero no acosar –  debió pensar que el tema no saldría de ahí, que ella no se atrevería a denunciar algo tan tridimensional: personal, político (ambos del PP y en un gobierno local) y profesional, pero decidió meterse en ese calvario. Aunque no lo parezca, la mayor condena cayó sobre ella, con creces.

Ausente Zapatero, se repite el intento de pacto y fructifica, con el conocimiento de la plana mayor del PSOE. Irónicamente, el 8 de marzo, fecha de especial relevancia para la mujer, se aprueba una moción de censura contra el alcalde del PP y pierde la alcaldía, moción presentada por los “socialistas” e IAP (Independientes Agrupados de Ponferrada, ¡qué bueno!, tan independientes y necesitan agruparse) partido formado por Ismael para vengarse del PP, todo apunta, podría figurar incluso en el programa, visto que tras la moción, alcanzado el objetivo de desalojar al actual alcalde de su ex partido presenta la dimisión. Ante la alarma social creada por el escándalo, Rubalcaba pide prestada una frase al monarca, “lo siento mucho, me he equivocado, no volverá a ocurrir” Tarde, mal y a rastro. Nosotros podríamos responderle con otra, asimismo del rey: ¿Por qué no te callas?, porque es que ni dios le hace puto caso en ningún lado, ni en los pueblos, hay una descomposición de respeto que huele. El nuevo alcalde de Ponferrada, Folgueral, y otros siete ediles, dimiten del partido socialista sin nostalgia alguna para seguir en el poder, imagino que ahora acuñarán una formación política nueva, que tendrá sus días contados, propongo RIP, Renovación Independiente de Ponferrada. Saben que están muertos políticamente, y me pregunto ¿Qué coño hay en ese pueblo que justifique esta maniobra por el poder? ¿algún nicho de recalificaciones que desconocemos? ¿apareció más oro en Las Médulas? Tiene que haber algo muy gordo para que todo valga ¿no? Sea lo que sea van a por ello ciegos, parece que tienen previsto resolver su futuro a base de pelotazos desconocidos, y luego desaparecerán, todo les habrá compensado. Juan José Millás describe magistralmente este esperpento en su artículo “Acosadores e idiotas”, que parece una foto, además ha escrito un su día el libro “Hay algo que no es como me dicen: el Caso de Nevenka Fernández contra la realidad”

 Conviene recordar que el IAP, y lo que representa, obtuvieron 5.716 votos en las municipales de 2011, el 16,52% de los votos, que se traduce en cinco ediles, el pueblo debe reflexionar. Los cinco magníficos para ejecutar una revancha. Quizás la única lección positiva de todo el asunto es que la agrupación del PSOE de Ponferrada, y otros socialistas, piden la dimisión del Secretario de Organización Oscar López y no pasa nada, algo impensable en el PP ante una situación similar o incluso dramática, como la que están viviendo.

Anuncios

4 comentarios en “¿Qué coño hay en Ponferrada?, con perdón

  1. Pues cuando pueda también lo leeré. Parece ser que hay un pestazo a Gurtel en esa ciudad y quieren que entre la Fiscalía Anticorrupción. El propio Ismael Alvarez acusa al antiguo gobierno del PP de corrupción, lo que hay que oir. A ver, quiero contar algo bonito, descontaminado, dame alguna pista…

  2. En su día leí el libro del caso Nevenka, que citas. Me pareció todo muy repulsivo. Espero que ella haya podido rehacer su vida.
    Lo de Rip buenísimo.
    Y vete tú a saber qué hay en Ponferrada, para que todo valga. No gana un@ para sustos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s