El futuro es tuyo

Cada final de año toca hacer balance y propósito de enmienda para el siguiente. Es un clásico televisivo. Empezamos con el inevitable cursillo de los “cuartos” de las campanadas de año nuevo para aprender a tomar las uvas, luego vienen los consejos para evitar ser timado en las rebajas, para combatir las lorzas turroneras, para protegerse del frío, poco después del calor y los peligrosos rayos solares, cómo tomar el sol y escoger la cremita adecuada, cómo afrontar la depre postvacacional (para el que no tenga la depre del paro), la vuelta al cole y, de un tiempo a esta parte, los peligros que entraña el coletas, a todas horas.

Estoy hasta las gónadas de eslóganes baratos de superación que solo ponen cachondo a quienes los inventan o a la agencia publicitaria de turno que los acuña tras una sesión de brainstorming. Hemos perdido el tiempo estudiando. Teníamos que haber llenado la cabeza de citas, frases y titulares para sacarlas oportunamente ante cada uno de los momentos chungos que la vida tiene reservado a la mayoría de los mortales. Pero no, el personal, erre que erre, se atrevió a soñar, sacó adelante una o dos carreras, uno o dos másteres, uno o dos idiomas para acabar enfrentándose a un váter en Londres, servir copas en bares de negreros incultos, o doblar prendas a destajo en una tienda de ropa barata fabricada en países plagados de niños esclavos. Y dale gracias a dios, o a la virgen, pero nunca a cualquier desflorado o desflorada que prometió crear millones y millones de puestos de trabajo. De calidad. Ahora vete tú y dile al paisano “atrévete a soñar” sin arriesgarte a que te meta la escobilla recién sacada del WC en esa lengua valiente. Yo no sé si me controlaría.

De pronto, no sabemos soñar, o ya no tenemos webos para hacerlo, y nos piden que nos atrevamos. Eso sí, que no se cumplan tus sueños porque pueden afectar a la prima de riesgo, a la niña de Rajoy, a los mercados y, en general, a todo lo “macro”, a otra galaxia. Los sueños, como los empleos, deben ser de calidad. La receta, ya sabemos, es trabajar el doble, cobrar la mitad. Lo de un trabajo digno, o una vida digna, es un rollo populista que apesta, es una paja bolivariana. El padre de la famosa frasecita va a tomar las uvas en la cárcel por todo lo contrario, no dar un palo al agua y sí a todos los contribuyentes, sin piedad, sin escrúpulos, como suelen hacerse estas cosas. “Dime de lo que presumes y te diré de lo que careces”, que no es otra cosa que honestidad. Era el patrón de los patrones, por algo habrá llegado a la cumbre.

Cuando ya no se tiene absolutamente nada de lo que se ha tenido, soñar es una puta pesadilla, como lo es estar despierto con los ojos clavados en el telediario. “El futuro es tuyo”, chaval. El presente, de otros.

Propósitos
Propósitos
Anuncios

12 comentarios en “El futuro es tuyo

  1. Tienes razón, menguamos a la par que deseamos. Pero no pierdas de vista que somos esa paradoja y poco más. Ahora bien ¡que asco los telediarios! Y no digamos las tertulias ¡uf! Vivimos en un slogan, no te falta razón… pero algo podemos hacer: a solas, eso sí, y en ocasiones en buena compañía, como la que nos proporciona un libro … Salud. Josep Turu.

  2. Antonio, acabo de descubrir (es un decir) que lo único determinante y clarificador de mi CV es el Máster en Marxismo.
    No se confunda el respetable, no hablo de Carl, hablo de Groucho, pues tras pasarme la vida formándome no puedo decir otra cosa que no sea parafrasear la famosa cita de Groucho Marx: “Partiendo de la nada he alcanzado las más altas cotas de la miseria”.

    Como en alcohólicos anónimos, lejos de pensar que el futuro depende de nosotros, parece más indicado llegar primero a la aceptación de la propia realidad, de que el futuro en realidad depende de otros, como el ínclito del “Guindo”; y a partir de ahí buscar la forma de salir del pozo, eso sí, a pesar de ellos.

    1. O sea, que, como imaginaba, eres buen testigo de lo que digo, por desgracia. Efectivamente, ya verás cómo cuando salgamos del pozo el mérito va a ser de los guindos por habernos permitido vivir en el como okupas, y lo proclamarán a los cuatro vientos. Salir del pozo es mucho más difícil que coronar cualquier cumbre del éxito y no puntua tanto. Muy agradecido por tu retuit, como siempre.

  3. Antonio

    Hooolaaa Don Antonio!!!!! unos días sin intersnete, gracias a Movistar-Telefonica y la madre que los parió, me han permitido no intoxicarme de ciertos mensajes del entorno oficialista, como el reciente del “no-ministro de Güindos”. ¿Y para ese mensaje-slogan ha tenido que llegar a no-ministro? Que el 2014 se queme de una puta vez. Seamos capaces de construir un 2015 con honestidad, convencidos de que SI PODEMOS.
    No, no hago campaña de P. Iglesias. Esa se la harán y se la hará el solito. Yo les votaré, aunque solo sea por intentar un nuevo voto útil.
    Pero a lo que iba Don Antonio, yo quiero ser optimista. Quiero que seamos optimistas. Basta ya de plantear nuestro mañana sobre la base de la mierda que nos han esparcido esa panda de impresentables. En serio. Somos capaces. Eres capaz tú, Majelola, Benjamin, Gabriela. Todos somos capaces y lo demostramos cada día, cada vez que nos comunicamos en tu espacio de opinión. Somos la calle que piensa y tiene espíritu crítico. No nos quedemos ahí, salgamos a difundir optimismo. Optimismo basado en nuestras propias capacidades para cambiar esta no-realidad que nos pintan los virtuales-oficiales. Ellos no pueden tener espacio en nuestra realidad.
    En serio. No es un eslogan de primero de año. El cambio solo depende de nosotros, de que nuestros jóvenes sean conscientes de que, a pesar de tener todo en contra, ellos son el motor del cambio de este País de países que somos.
    Tenemos que partir de poco, para llegar a algo mas. Tenemos que ser mas felices con menos, pero felices de ser capaces de buscarnos nuestras posibilidades. Nunca me han regalado nada, pero cada vez que he alcanzado lo que pretendía,!que bien me he sentido!!!!
    Antonio, Benjamin, Majelola, Gabriela, todos los que leemos y compartimos somos capaces de ver el mañana. Que nadie nos joda la ilusión. Nos quieren abatidos, pero no podrán.
    Cuando por primera vez me dijo mi hermano eso de “Si me analizo, me deprimo, pero si me comparo, es que soy la Ostia” me pareció pretencioso, soberbia a raudales. Pero no, no, solo es una humilde constatación de que los no-nosotros, los que viven por encima de nuestra realidad,no pueden afectarnos, ni alterar nuestro humor, nuestra ilusión, nuestra existencia.
    !Que carajo, que les den!!! Dejémosnos de propósitos de año nuevo y de esloganes de campañas electorales. La vida ha de ser una permanente fuente de agua fresca, de la que con su frescura nos despierte cada mañana para hacernos sonreir pensando en que si que podremos. Nos quieren abatidos. Yo no!!!!
    Os quieroooo!!!
    Apertas Republicanas.
    Nota: Este final de año he bebido menos que en todos los 56 anteriores. Lo juro (por mi tío Arturo)

    1. Antonio, dale gracias a Movistar por permitirte reflexionar unos días. Los españoles ya no tienen miedo a perder el trabajo, porque ya lo han perdido, o lo han mancillado tanto que no temen que vaya a peor, como mucho podremos importar mano de obra asiática, o pillar a unos cuantos subsaharianos que han conseguido saltar la valla, algo habrá que hacer con ellos para que no les cuesten dinero a las arcas.
      También yo quiero ser optimista, y lo soy. Pero quiero un optimismo global, quiero una pandemia que no tenga más cura que las urnas reparadoras. Gracias por infundir tanto ánimo y por citar a quienes citas, también tienen su lucha, escribiendo, opinando o dando feedback, parece que su enemigo es el mismo que el tuyo y el mío. De eso sí que somos capaces, de sumar granitos, o tacitas. Lo único que no se puede hacer es NADA.
      Los jóvenes han madurado a base de desprecio, a base de emigraciones forzadas. Siempre han sido la esperanza cuando los nubarrones se convertían en tormenta. Me encanta todo el tejido social, los movimientos creados desde el 15M, han traído mucho más que una coleta, han traído cola, es sí que es una red bien tejida, dura, resistente. Tampoco a mí me han regalado nunca nada, salvo en navidades y algún cumpleaños, y estoy por decir que lo agradezco. Bueno, y tu presidente me ha regalado muchas promesas travestidas, casi como él, por eso no le cuestan nada, y una vez abiertas han cambiado nuestras vidas. No por lo que prometía sino por todo lo que no decía.
      Esperemos que en ese laboratorio de Europa y de los jugadores de casino de élite, llamado Grecia, no se esté gestando una gigantesca decepción, la servirán como ejemplo para nuestro país, ese es mi temor. Se van a confabular para que así sea, como corta fuegos, masacrarán a su población si gana Syriza. Es posible que lleguemos rendidos a noviembre. Las armas de los poderosos son terriblemente sofisticadas. Que solo sea un mal sueño, incluso una mala pesadilla.
      Apertas Republicanas.
      Nota: Este final de año he bebido solo cava, eso sí, botella y media.

  4. Bueno, pues no soñemos. La verdad es que como no les demos la patada, bien dada, a los que nos han hundido en este pozo apestoso, los sueños van a ser pesadillas eternas para todos. Pero algo bueno hay, hombre, que 2015 empieza con los españoles habiendo perdido el miedo a perder el trabajo, según nuestro soñador (o más bien fumado) ministro de Economía.
    Me lo tomo con humor, porque la capacidad de indignación me la han llevado al límite. De todas formas, hago todo lo posible por no permitir que me roben los sueños (ni el sueño). Mientras pueda, seguiré siendo yo quien controle mi vida y seguiré aportando mi granito de arena para mejorar las cosas.
    Feliz año nuevo.
    Un abrazo.

    1. Benjamín, llegados a este punto prefiero una ilusión que un sueño, a fin de cuentas es como soñar despierto. Patadas van a llevar, lo que no sé es si alcanzarán a convertirse en coces, que es lo que hace falta. Una pesadilla eterna debe ser algo así como el infierno para los creyentes, sean católicos o acólitos de este gobierno, espero que hayan sufrido lo suficiente como para no caer en el populismo de De Guindos y se caigan de esos y otros árboles.
      Yo también me lo tomo con humor, pero los límites de mi indignación son como las fronteras “móviles” de Ceuta o Mellilla, necesito que sean elásticas, me temo que aún veremos cosas por las que indignarse, incluidas las promesas de despegue, que no deja de ser un insulto.
      Feliz año para ti también, que sigas teniendo la cabeza llena de personajes y novelas, como la tienes, que todo ese “embarazo” se convierta en éxito. Tienes motivos para soñar. Tu vida son muchas vidas.
      Un abrazo.

  5. Una lista de propósitos cada vez más ajustada a las posibilidades reales. Eso es lo que va quedando. Y mientras haya ánimo de retocarla… vamos yendo todavía.
    En fin… a ver si el nuevo año nos sorprende para bien. Así te lo deseo amigo. 🙂

    1. Cierto, Mariaje ¡para qué empezar una lista nueva! Siempre quedan propósitos pendientes, mientras no le pongan un peaje seguirán fluyendo los deseos. Yo voy más allá, espero que el nuevo año te asombre…para bien 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s